Claves para elegir un buen aceite para tu motor

En el mercado al igual que diferentes tipos de motores, también te encontrarás con diferentes tipos de aceite de motor. Si estás buscando un motor audi a1 de segunda mano al mejor precio, te invito a que visites la web de Motores DYG, porque allí encontrarás los precios más ajustados del mercado.

Pero es probable que no sepas cuál es el mejor aceite que puedes comprar para que tu motor funcione de una forma óptima. Por este motivo, te invito a que sigas leyendo atentamente para que conozcas las claves para escoger de una forma adecuada el aceite para tu motor.

Clases de aceites para motor

Existen dos clases diferentes de aceite para el motor de tu vehículo, estas serán las siguientes:

  • Minerales: estos aceites provienen de la destilación del petróleo, y en caso de utilizarlos lo mejor es hacer el cambio por lo menos una vez al año. Esto incluso si no alcanzaste el kilometraje recomendado por el fabricante del coche para hacer el cambio y así evitar problemas.
  • Sintéticos: estos aceites son generados mediante procesos de destilado y refinado, para obtener aceites en el laboratorio. Estos mejoran la protección del motor, y mantienen sus propiedades más estables durante mucho tiempo, pero no se deben superar los 2 años de uso con este tipo de aceites.

En este orden de ideas, lo mejor es decantarse por un aceite sintético, en especial porque cuenta con una mejor protección y una mayor duración.

¿Cuál es el mejor aceite para tu motor?

De las propiedades del aceite, la mas importante a la hora de elegir es la viscosidad, porque es la resistencia que ofrecen las moléculas cuando fluyen. Los buenos aceites suelen ser fluidos a bajas temperaturas para adherirse a las superficies metálicas incluso cuando el motor está frío.

Al mismo tiempo, debe conservar una viscosidad suficiente cuando se calienta el motor, lo que evitará que pueda escurrir con facilidad. La viscosidad se mide en diferentes grados, y si tienen un monogrado 15 significará que es viscoso a bajas temperaturas mientras que uno de 40 es para altas temperaturas.

Si tu coche en el manual indica que requiere un aceite 20-40, podrás rebajar la primera cifra para tener un mejor rendimiento en el arranque en frío y nunca debe ser más alta. Por otra parte, la segunda cifra nunca se debe reducir ni aumentar, porque esto hará que tengas problemas en la lubricación del coche.