FORMAS DE DISTRIBUIR TU DESPACHO

Generalmente esta decisión a tomar es muy complicada, aunque no lo parezca, ya que tener un despacho quiere decir que contarás con visitas frecuentemente, por lo tanto, tienes que hacer que este luzca elegante, acogedor, limpio, fresco, cómodo para los empleados y visitantes, entre otras cosas.

Distribuir y decorar el despacho resulta un trabajo sumamente estresante para algunas personas, por lo que en este artículo aclararemos tu mente y te ayudaremos a decidir de la mejor forma en qué lugar colocar cada mueble.

Si no cuentas con un despacho propio, pero frecuentemente te decides por un alquiler de despachos es probable que este ya esté amoblado, pero no te preocupes esto no quiere decir que debas dejarlo de esta forma, ya que si lo alquilas de forma permanente ya podrás personalizarlo y decorarlo como más te guste.

¿Cómo colocar la mesa de la oficina? Esta pregunta suele ser más frecuente de lo que se pueden imaginar, ya que es una decisión sumamente importante para los empresarios, puesto a que la colocación del mismo establecerá en que zona del salón vas a trabajar.

Tanto la mesa como las sillas son protagonistas de la decoración.

Una de las opciones para decorar la oficina que quieres tener en tu hogar, es la de optar por un escritorio en L, de esta forma podrás lograr ampliar la zona de trabajo.

Existen diversas formas para decorar nuestro despacho u oficina para que este se vea muy profesional, serio y acogedor.

  1. Una alternativa para la distribución del despacho, es colocar la mesa dejando la ventana a tus espaldas.

Para poder hacer esto, te recomendamos que cuentes con un ordenador que evite bien los reflejos de la luz, ya que si no es así podrá ser un poco molesto trabajar con él.

  1. Las estanterías las pueden colocar de frente o a un lado de la mesa. Por último, frente a la mesa puedes colocar un puf o un sofá para los momentos de descanso y para tus invitados.
  2. Si debes colocar dos mesas ya que compartes despacho con alguien más, puedes ponerlas una frente a la otra. Uno de sus laterales puede ir pegado a la pared, y de esta forma, podrás disponer de unas estanterías para cada uno en su zona de pared.
  3. Esta alternativa resulta llamativa y perfecta para una persona madura, con un puesto de trabajo serio. En el despacho deberás poner la mesa en frente de las estanterías y dejar el resto del espacio completamente despejado.